Delegación nacional tuvo una compleja jornada en el Junior Orange Bowl

“Siento que mi juego está muy sólido y simplemente falta que caigan más putts el fin de semana”. Con esa frase comenzó el análisis de la segunda ronda del Orange Bowl por parte de Martín León, que fue el mejor del día, tras completarse la mitad del torneo en el Biltmore Golf Course de Coral Gables.

El jugador del Sport Francés cerró una jornada marcada por el intenso viento con tres birdies y ocho bogeys (+5), score que lo hace descender hasta el puesto T32 en el tablero, con un acumulado de +9.

Al ser el mejor del día, León dio sus impresiones de lo que se viene para el fin de semana. “Estoy jugando muy bien pero la cancha, por lo menos para los hombres, es muy larga y con mucho viento, por lo tanto pego muy seguido entre el hierro 6 y 3 muchas veces en los segundos tiros e incluso en todos los pares 3 de la cancha”, comentó Martín.

Por su parte, Antonia Matte sigue siendo la chilena más destacada del torneo. Si bien hoy jugó para 77 impactos, la jugadora del Club de Golf Los Leones se mantiene a las puertas del Top 10, específicamente T13, con un acumulado de +8.

Finalmente, Michelle Melandri también sufrió con el viento de Coral Gables, luchando su ronda hasta el final y firmando una tarjeta de 78 que la deja T23, con un acumulado de +11, cuando aún quedan dos rondas por jugarse en el tradicional torneo, que reúne a los mejores jugadores juveniles de la región.

Publicado por Daniel Arellano
Fuente y foto: Federación Chilena de Golf

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *