Los desafíos pendientes a 100 días de Santiago 2014

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

100 días. Eso es lo que falta para que se de el vamos al evento más importante del deporte chileno de las últimas décadas: Los Juegos Sudamericanos Santiago 2014. Sin embargo el camino, a solo un poco más de tres meses, aún mantiene desafíos pendientes que, de no resolverse, pueden llevarnos a perder una gran oportunidad de empujar el deporte en nuestro país.

Estos desafíos son de vital importancia para que Santiago 2014 sea un éxito rotundo y genere un punto de inflexión en el desarrollo y difusión de los “otros deportes” en nuestro país. De no tomarlos en cuenta, y no quiero parecer agorero, los Juegos Sudamericanos podrían pasar sin pena ni gloria, transformándose en uno de los mayores fracasos organizacionales del deporte chileno.

El primer desafío es el marketing de los Juegos. Por ahora esta pata de la mesa debe ser la menos desarrollada de Santiago 2014. Si bien se comenzó bien, con un comercial bien diseñado, el marketing duró unas 3 a 4 semanas. Luego de este tiempo pareciera que los Juegos no existían, dejaron de aparecer mencionados en los medios y no se ha visto mucho desde mayo hasta el día de hoy. Si no me creen, vayan al Paseo Ahumada, tomen a unas 1000 personas (para los estadísticos quizás sea una muy buena muestra representativa) y te aseguro que no más del 2-3% sabe de lo que se trata Santiago 2014. En términos simples, la marca no ha entrado en el corazón de la gente, pasando desapercibida producto de una estrategia de marketing bastante deficiente.

Además, durante casi todo el año se ha venido repitiendo el “Estamos todos clasificados”, que no es una mala frase (de hecho creo que es notable), pero cualquier publicista te dirá que una frase no puede ser repetida casi por 8 meses sin ofrecer nada nuevo. La sensación que a varios nos quedó una vez que el comercial salió de las pantallas de TV, allá por el mes de mayo, fue “Perfecto, ya entendimos lo que es Santiago 2014. Y ahora qué?”.

Y es entonces que aparece el segundo gran desafío de Santiago 2014 para los próximos 100 días: Vender. Si, aunque a algún purista no le guste, la marca se debe vender. Me explico. Somos un país con 90% de sedentarismo según todos los estudios realizados en los últimos años, no tenemos cultura deportiva como país y la masa desconoce muchos de los deportes que estarán en Santiago 2014. ¿Como le puedes vender a esa masa algo que no conoce y que pocas veces ha visto en vivo y en directo?. Lamentablemente, no tengo la respuesta. No es fácil instalar una estrategia que lleve a la población chilena a interesarse por deportes, algunos de los cuales jamás ha escuchado hablar de ellos. Y, para variar, los medios, especialmente la TV abierta (el medio de mayor penetración en los hogares chilenos según varios estudios), tampoco dan un gran espacio al polideportivo (existen excepciones, obviamente).

Siento que una buena opción sería comenzar a mostrar a los protagonistas de los Juegos: Los Deportistas. Contarle a la gente quienes son las grandes figuras de estos Juegos, tanto chilenos como extranjeros. E incluso, no sería mala idea apelar a lo que hacen los Juegos Olímpicos: Vender emoción. Si, porque más de alguna vez hemos visto comerciales donde esta está presente a través de historias que conectan con el espectador. Y en el caso de Santiago 2014 falta eso. Que el trabajador o la dueña de casa se identifiquen con el triunfo, con la derrota, con el esfuerzo y el salir adelante de cada deportista. Y no digan que es lacrimógeno. La emoción, bien llevada, vende y mucho. Y si no me crees busca en Youtube los vídeos de las campañas “Celebrate Hummanity” de 2000 y 2004 realizadas por el Comité Olímpico Internacional.

Y, si me permiten, lanzo acá una idea. Creo que los deportistas ya deberían estar grabando un vídeo con saludos de fin de año que, además, sea con una invitación a que la gente los acompañe en Santiago 2014. Si lo realiza el Real Madrid, el Barcelona, los grandes clubes de fútbol del mundo,¿porqué no nuestros deportistas de alto rendimiento?.

Estamos a 100 días. Cada vez falta poco. La idea de esta nota es poner sobre la mesa algunos desafíos que Santiago 2014 debe tomar con urgencia para que el 18 de marzo, cuando se baje el telón de los Juegos, nos quedemos con la sensación de que cambió, y para bien, la historia del deporte chileno.

Escrito por Daniel Arellano
Foto: Santiago 2014

Nota bajo la licencia Creative Commons 3.0 (Algunos derechos reservados)

Recomendamos