Alberto Abarza: “Hay que proponérselo, nada es imposible”

Alberto Abarza inscribió su nombre en las páginas doradas del deporte nacional luego de consagrarse como campeón en la prueba de 100 metros espalda Clase S2 de los Juegos Paralímpicos de Tokio 2020, consiguiendo así la segunda presea, y la segunda medalla de oro, para nuestro país en la historia de la cita de los tres agitos.

Terminada la premiación, Abarza entregó sus primeras declaraciones, indicando que “Estoy viviendo un sueño que partió cuando tenía dos años e ingresé a la piscina de la Teletón. Coronarlo así es algo que me hace muy feliz, agradezco todo el apoyo, de la gente, mi familia, el Comité Paralímpico“.

Consultado sobre como vivió la carrera que le entregó el oro, el nadador nacional dijo: “Me dolió muchísimo la carrera, sabía que tenía que apretar y no volverme loco los primeros metros, es difícil a veces enfocarse, uno cree que va lento, pero iba rápido“.

La vuelta me dolió como nunca, pero iba apretando, sabía que estaba cerca y cuando vi el marcador sabía que quedaban siete metros, me dolió la vida, pero sabiendo que no quedaba nada y le di con todo“, agregó Abarza.

Es un camino largo, de muchos años, no es llegar y estar acá. Hay mucho sacrificio, pero valió la pena y es lo que más rescato. Los sueños están para cumplirlos, con trabajo se puede lograr hasta lo imposible. Hay que proponérselo, nada es imposible“, fueron las palabras del ahora medallista de oro paralímpico.

Gracias por leer esta nota. Ahora queremos pedirte una gran ayuda…

Durante 12 años te hemos informado del deporte chileno que no sale en TV abierta. Para que el contenido siga siendo gratuito para todos, te invitamos a realizar una donación desde $1000 o a suscribirte desde $5000 mensuales. Desde ya, gracias por tu apoyo.

DONA AQUÍ
SUSCRÍBETE AQUÍ

Escrito por Daniel Arellano
Fuente: Emol
Foto: Mauricio Palma / Comité Paralímpico de Chile