Manquehue se coronó bicampeón en varones de la Copa Providencia de Volleyball

Galerías llenas, el aliento que caía del respetable, y los jugadores de ambos equipos que daban inicio al partido más infartante de toda la copa. El campeón vigente, que llegaba invicto a esta instancia, debía jugar contra el local. Manquehue y Providencia dieron un espectáculo a la altura. Ya en el primer set, donde los equipos iniciaron con un 5-1 de esquema, cada punto fue peleado como el último. En los últimos puntos el equipo manquehuino aflojó y entregó el set a Providencia, quedando 25 – 17.

Segunda parte del partido, y Manquehue salió con todo a equiparar el marcador, y con un juego agresivo por las puntas, consiguió empatar 25 – 14. En la tercera manga el aliento del público fue importantísimo para levantar el ánimo de sus jugadores, ya que el cansancio comenzó a mermarlos. Fue Providencia el que saco más fuerzas y pudo alzarse con un 25 – 20.

Cuarta parte y Providencia se animaba más. El cuadro albo esperaba hasta que encontró la llave, rotando el balón, para impedir que los “oro y cielo” se escaparan en el marcador. Mientras, Concha, el jugador número 20 de provi, debía salir de la cancha, resentido. El bajón de providencia fue aprovechado y Manquehue se puso 25 – 22 arriba y llevó el partido a un desempate a 15 puntos.

Providencia no pudo aguantar más, cometió errores y Manquehue que venía en alza los aprovechó. Rápidamente se adueñó del quinto set 15 – 7, y con ello el partido, y la copa de oro.

El técnico de Manquehue, René González, asume que por poco se les escapa el partido pero supieron sobreponerse a tiempo.

“Providencia estaba jugando muy bien y a nosotros no nos salían las cosas muy fluidas, pero sabíamos que si nos metíamos, tendríamos chances de darlo vuelta. El triunfo pasa por la recepción, los dos puntos que pierde providencia en el inicio del quinto set a nosotros nos agranda”. Explica. El triunfo, lo dedica a “…toda la familia manquehuina, que necesitaba que alguna vez celebrara en damas y varones juntos, gracias a la gente que apoyo cuando les dijimos que había que entrenar doble turno, los chicos son los principales artífices de la victoria”, agrega.

Bastian Fuentes, una de las figuras del equipo le dedica el triunfo a todos los que los apoyaron, desde los dirigentes hasta sus familias, y reconoce que Providencia los tuvo contra las cuerdas.

“Providencia es un buen equipo, nos supo jugar, fueron ordenados, pero supimos mantener la calma y ordenarnos. Queríamos llegar a la final y no queríamos perderla. Sacamos fuerza, no sé de dónde, y pudimos ganar”, declaró.

Marcelo Villalobos, el armador del equipo, debió lidiar con las pelotas en mitad de terreno y generar las jugadas que los llevaron a ganar.

Declaró estar “Muy feliz, Hicimos de todo, no solo durante el torneo sino también durante el año, para lograr este objetivo, y la forma en que se logró hoy a estadio lleno y ganándole al local, impagable. Muy muy feliz, Ser bicampeones es algo único”, dijo. A su vez envió un cordial saludo a su formador, Gastón Mujica, quien ya no está en la banca manquehuina. “Es una final y las finales tienen eso. Supimos encontrar nuestro juego y a la larga nos dejó como ganadores. El triunfo es para toda la gente que confió en nosotros y quiero homenajear a Gastón Mujica que fue nuestro entrenador durante todo el año y que no pudo estar hasta el final”, agregó.

Publicado por Daniel Arellano
Fuente: Prensa Copa Providencia
Foto: Jaime Barrera