Marcianitas en Japón

Hace 2 años un grupo de chicas, que pese a su edad juvenil formaban la selección adulta femenina de hockey patín chileno, nos daba una gran alegría al coronarse campeonas mundiales en el Gimnasio Olímpico de San Miguel. Un triunfo que costó sangre, sudor y lágrimas, en una reñida final contra España, donde todo debió definirse en un tiempo extra, hasta que Fernanda Urrea convirtió el gol que valía un campeonato. Atrás quedaban los extenuantes entrenamientos en un patinódromo que no estaba en las mejores condiciones, sin techo, con poco apoyo de los medios (la TV abierta prefirió transmitir un partido amistoso de la Roja de Fútbol) y de las empresas, en que solo ellas pensaban que podrían lograr un título mundial para Chile.

Después del título, Chile se subió al carro de la victoria. La TV se acordó de ellas, igual que las empresas, además de las ya típicas promesas de los políticos. Pero, como suele suceder en nuestro país, las cosas solo se dijeron, no se hicieron. Catalina Depassier, entonces Subsecretaria de Chiledeportes, prometió mejorar el patinódromo del Estadio Nacional, incluyendo su techado, lo cual no se cumplió, ya que con su salida, quién asumió en su reemplazo no se hizo cargo de esta promesa.

Otro tanto pasó con la promesa del entonces Intendente de Santiago, Victor Barrueto, el cual prometió una fuerte masificación del Hockey Patín, incluso con entrega de implementación en diversos colegios. Bastó que fuera removido del cargo para que nunca más se hablara de eso.

Pese a todas estas promesas incumplidas, y a los inconvenientes que surgieron después debido a que Chiledeportes no proporcionó los recursos necesarios debido a un problema de la propia Federación y mucho menos la empresa privada se puso con algún dinero, las Marcianitas viajaron a Japón en busca dela hazaña del bicampeonato. Y hasta el momento nos están regalando buenas noticias. En la primera fase, en que los equipos participantes se dividen en 2 grupos, nuestra Roja del hockey venció por 9-0 a Sudáfrica y por el mismo marcador a Inglaterra, pasando a la segunda ronda del torneo, invictas y sin goles en contra. Ahora jugarán contra Estados Unidos, este miércoles por la noche (hora chilena), buscando un cupo para las semifinales del torneo.

Quizás nadie las ayudó, viajaron casi con lo justo, sin apoyo, con un país más interesado en el clásico de Colo Colo contra la Universidad de Chile. Y pese a todo, las Marcianitas nos siguen relagando alegrías y campeonatos a nivel internacional, algo que el fútbol (salvo un par de excepciones) aún no logra.

Escrito por Daniel Arellano