Rosario Valderrama: “La Pelota Vasca todavía es un deporte muy poco conocido”

Rosario Valderrama es seleccionada nacional de pelota vasca, un deporte que sigue estando mayoritariamente vinculado a clubes privados de la colonia española en nuestro país, pero que lucha por hacerse más masivo.

En entrevista con nuestro medio, Rosario, de 28 años, de profesión arquitecta, conversó sobre su carrera deportiva, lo que falta para una mayor masividad de su deporte y como ha vivido este periodo de pandemia.

¿Cómo se dio tu llegada a la Pelota Vasca? ¿Fue el primer deporte que practicaste o previamente tuviste algún paso por otras disciplinas?

Desde muy chica que yo jugaba tenis. Comencé como a los 5-6 años hasta los 18, por ahí. Me mantuve siempre compitiendo, no a nivel profesional pero si a nivel destacado nacionalmente. Una vez ya entrada a la Universidad se me dio la opción de pasar a la pelota vasca. En el club donde jugaba tenis, el Estadio Español de Chiguayante, me conocían y en el fondo me invitaron a practicar este deporte, por el año 2011. Me gusto y desde ahí nunca más dejé de jugarlo. De hecho, hace mucho que no juego tenis. Ambos deportes son súper distintos. El golpe en si, la técnica es distinta, así que me ha costado volver a jugar tenis.

¿Cómo le podrías explicar, de manera sencilla, en qué consiste la Pelota Vasca a alguien que no conoce este deporte?

Me ha tocado explicarlo bastante, sobre todo también a mi círculo, a mis amigos,a mi familia. Obviamente, siempre me preguntan ¿Pero qué es la pelota vasca? ¿Por qué no es tan conocida?.

El tema de la pelota vasca es que son hartas modalidades. De las que yo juego (Paleta Goma Frontón 30 mts y Paleta Goma Trinquete), son dos canchas distintas: Una de ellas es un frontón de tres paredes, que tiene un frontis, una pared a la izquierda y otra en el fondo y que mide 30 metros de largo por 10 de altura. Ahí les explicó que tengo que jugar contra la pared, en el fondo. Y siempre me dicen, ¿Pero cuando la pelota es mala?. Y me da risa, porque obviamente es mala cuando uno no llega a la pelota. En 30 metros de longitud, obviamente que hay momentos en los cuales uno no llega a la pelota y también es mala cuando la tiras fuera de los límites que tiene esta cancha.

La otra es el trinquete, que es como una caja cerrada. Tiene más o menos las mismas dimensiones, pero es cerrada completamente, por lo tanto tiene 4 lados y tiene hartas dificultades. Por ejemplo, en el lado izquierdo tiene un share que es como un techo, que está más bajo, entonces de repente la pelota da botes encima. Y en realidad tiene más elementos que lo hacen ser entretenido, pero la respuesta más sencilla que siempre doy es que es un frontón, que uno juega contra una pared y ¿cuando es mala? cuando uno no llega a la pelota o simplemente se sale de los límites de la cancha.

Cual ha sido el triunfo y/o actuación que te ha dado más satisfacción en tu carrera deportiva?

Creo que fueron mis últimos torneos importantes. En el Mundial que fue en Francia no logramos pasar a la semifinal pero jugamos unos partidos súper buenos. Demostramos un buen nivel y que estábamos a la par de los otros países. Yo creo que me quedo mucho con mi nivel y también porque me tocó jugar con varias de mis compañeras. De hecho, jugué con todas, jugamos todo el equipo mezclado y eso fue súper rico, haber compartido con Maritxu y Zita, que son mis partners de la categoría adulta, que hemos competido harto juntas. También competí junto a Emilia Domínguez, que tenía 14 años, que es de la categoría sub-22, pero que de hecho tuvimos un triunfo súper emotivo.

También destaco el cuarto lugar en los Panamericanos. Más que por el cuarto lugar, porque en realidad estuvimos luchando por esa medalla del tercer lugar. Estuvimos a nada, a dos puntos, fue un partido en que nos fuimos a tres sets. Fue increíble. Obviamente que haber perdido fue terrible, todavía lo tengo ahí metido. Pero nada, el juego, todo lo que se te pasa por la cabeza en ese momento, el público y nada, estar peleando por una medalla panamericana es algo increíble. Este momento es el que más me ha marcado en mi carrera y luego viene el Mundial.

Es o fue difícil compatibilizar los estudios universitarios con el deporte de alto rendimiento?

Si, obviamente que es difícil, pero depende de cada uno. Yo siempre he dicho que, como desde muy chica hago deporte siempre he sido súper, súper organizada. De hecho soy muy matea con mis horarios, mis tiempos, la organización de todo lo que tengo que hacer. Soy muy de escribir todo, un punteo, ir tickeando cuando uno va terminando me ayuda mucho con mi organización mental y los tiempos.

Siempre me crié, en vez de ver tanta tele era hacer deporte. Como partí de bien chica, es algo normal pa’ mi. No es como que se me hacía muy imposible. Yo estudié arquitectura, una carrera que exije bastante tiempo y puede que si, que se me haya hecho más complejo en esa época, yo ya terminé de estudiar y claro, efectivamente fue una época en que quizás el alto rendimiento no me tuvo al máximo, me estuve alejando un poco del alto rendimiento pero al haber terminado la carrera volví al 100% y claro, ahora me toca compatibilizar el trabajo con los estudios. Se puede, solamente es organización del tiempo, que es lo que recomiendo siempre a otros.

¿Cómo ves el momento actual de la pelota vasca en nuestro país?

Todavía es un deporte muy poco conocido. No hay canchas públicas, por lo tanto no es un deporte como que en el colegio jueguen o se aprenda en todas partes. Si creo que ha ido de a poco creciendo y de a poco nos hemos hecho como el nombre de que los demás saben que significa la pelota vasca, como se juega y todo eso. Obviamente falta mucho, mucho, mucho todavía. Lo veo ahí, creciendo pero muy lento y, obviamente, necesitamos tener canchas públicas para que el deporte pueda crecer por que en realidad, tener canchas en clubes privados es súper complejo, por que no todo el mundo puede ser socio de un club. Me gustaría que pudiera estar al alcance de todos los niños.

¿Que debería hacerse, desde tu punto de vista, para que la pelota vasca se masifique en el país?

Es un poco lo que te decía anteriormente. El tener canchas públicas, súper importante. Por ejemplo, ¿porqué todo el mundo juega fútbol?, porque en realidad no necesitai mucho, necesitai estar en la calle con una pelota. La pelota vasca de repente también, necesitai un frontón, un muro, se pueden reciclar espacios sin tener que construir clubes desde cero. Pero claro, son canchas más grandes, son estructuras más caras, entonces se hace mucho más complejo por ese lado, pero yo creo que si se pueden reciclar, no se, un estacionamiento, reciclai un muro y podis amar ahí una cancha de frontón, no reglamentario al cien por ciento pero para poder conocer el deporte se pudiera empezar desde ahí.

¿Cual o cuales han sido las mayores dificultades que has tenido para desarrollar tu carrera deportiva?

Una es que el deporte no sea ran conocido, obviamente. Es complejo porque en mujeres no hay tanta competencia. Somos varias las que jugamos pero pocas las que competimos. Afortunadamente tenemos a nuestros compañeros hombres que nos ayudan a entrenar pero de repente a una igual le gusta medirse con personas de tu categoría. En ese caso tenemos que viajar, es caro, no siempre hay plata y es complejo por ese lado. Por ejemplo, el año pasado viajamos harto a Argentina a hacer el circuito nacional de allá. Fue increíble, porque en realidad son millones las que juegan allá, a un nivel súper alto y pa nosotras era bacán poder estar ahí. Ojalá pudiéramos hacer eso acá. Somos varias, como te digo, hay en Concepción, acá (Santiago), en Viña, pero sería bacán poder hacer un circuito nacional súper grande.

Además, como no es tan conocido, bueno cuesta. No es como que yo pueda dedicarme y vivir de esto, finalmente. Entonces hay que compatibilizar la vida personal de cada uno, donde yo tengo que trabajar y todo eso, con lo que es el deporte. Me encantaría poder vivir de esto pero es súper complejo. De todas formas, agradezco el apoyo del Comité Olímpico.

¿En qué momento del año deportivo te encontró la suspensión de actividades producto de la pandemia?

Me encontró en un año donde mi objetivo era seguir creciendo, obviamente. Con muchos cambios personales también, todos positivos. Me hubiera encantado seguir de la mejor forma posible en este crecimiento deportivo. Me tocó en un buen año mío, en cuanto a lo deportivo, de apoyo del Ministerio del Deporte, obteniendo el año pasado un cuarto lugar en los Juegos Panamericanos. Siento que vamos pa’ arriba, nos estamos cada vez acercando más, pero que lata que esta pausa nos haya tocada en uno de los mejores momentos deportivos de la Selección.

¿Cómo has vivido esta etapa de cuarentena? ¿Estás con entrenamientos en la casa, mantienes contacto con tu entrenador?

La cuarentena ha sido compleja porque no tenemos todos los implementos necesarios, el espacio para poder movernos, desplazarnos, hacer golpes, etc. Pero ahí cada uno se las arregla como puede y nos ha tocado súper unidos como equipo. Creo que eso ha sido súper rico, que independiente de todo lo que está pasando, que obviamente ha sido súper complejo, como equipo estamos súper unidos, entrenamos todos los días, de lunes a sábado, nos conectamos todos juntos.

Nuestros entrenadores también han hecho un equipo súper motivador, desde la psicóloga, desde el entrenador, desde el preparador físico, que en realidad ellos también se han mantenido en comunicación, por lo tanto nos hacen trabajos en conjunto. De hecho, nos han hecho competencias también y volver a sentir eso, de estar compitiendo ha sido también súper rico. Siento que en realidad, a pesar de no poder estar en una cancha, seguimos avanzando y no nos estamos quedando atrás, así que esa sensación es súper tranquilizadora. Un agradecimiento enorme a todo el equipo que está detrás de la Selección Chilena de Pelota Vasca porque en realidad lo han hecho increíble y nos han logrado mantener a todos súper unidos. Feliz por eso.

Gracias por leer esta nota. Ahora queremos pedirte una gran ayuda…

El Deportero es un medio independiente y queremos seguir así. Para eso necesitamos el apoyo de todos nuestros lectores, más aún en estos tiempos complejos. Solo así te podremos seguir informando del deporte chileno que no sale en TV abierta.

¿Como puedes apoyarnos? Haciendo una donación por $1000, $4000, $6000, $8000, $10000, $20000, $25000 o una suma mayor, dependiendo de tus posibilidades económicas.

La donación puedes realizarla vía transferencia electrónica, usando los siguientes datos:

Cuenta: Cuenta Vista BancoEstado 445-7-032347-1
Nombre: Empresa Periodística El Deportero Comunicaciones SPA
RUT: 76976459-3
Mail: contacto@eldeportero.cl

De antemano, mil gracias!!!

Entrevista realizada por Daniel Arellano
Foto: Instagram Rosario Valderrama