Tomás de Gavardo ganó su categoría en el inicio de la fecha final de la Copa del Mundo de Bajas

Un muy buen resultado obtuvo en la primera etapa de la segunda y última fecha de la Copa del Mundo FIM de Bajas Cross Country el chileno Tomás de Gavardo (Coliseo-Gold Data-ZX Autos), luego de ganar la categoría Junior y obtener el cuarto lugar en la clasificación general FIM (Federación Internacional de Motociclismo).

En la etapa inicial de la Baja Portalegre 500, los pilotos enfrentaron condiciones climáticas muy difíciles. Las fuertes lluvias que se dejaron caer durante la noche del jueves y toda la mañana del viernes, dejaron los campos muy embarrados y con exigentes condiciones de adherencia en los caminos del Alto Alentejo, sobre 80 kilómetros de especiales.

Bajo estas condiciones, que no son las más cómodas para el piloto nacional, De Gavardo (KTM) logró ganar la serie Junior con un tiempo de 1 hora, 7 minutos y 7 segundos, aventajando por 13 segundos y 2 décimas al líder de la división, el polaco Maciek Giemza (Husqvarna), con quien batalla por la Copa del Mundo.

Fue una etapa muy difícil por el frío, la lluvia y el barro. Lo importante fue que no tuve caídas, así que terminé entero. Estoy contento por estar primero en la Junior y cuarto en la general FIM. Si gano mañana (sábado) salgo campeón, porque quedaríamos empatados, pero quien vence en la última carrera se adjudica el título”, explicó De Gavardo.

Este sábado 7 se disputará la segunda etapa de la Baja Portalegre 500 con una zona de carrera de 330 kilómetros de longitud, donde se decidirá el certamen planetario de Bajas en la división Junior, con De Gavardo postulando seriamente para obtener el título.

Gracias por leer esta nota. Ahora queremos pedirte una gran ayuda…

Durante 12 años te hemos informado del deporte chileno que no sale en TV abierta, pero no podemos seguir sin tu ayuda. Realiza una donación desde $1000 o suscríbete desde $5000 mensuales y estarás apoyando el periodismo deportivo independiente

DONA AQUÍ
SUSCRÍBETE AQUÍ

Publicado por Daniel Arellano
Fuente y foto: Prensa Tomás de Gavardo